Bazares de Estambul: el Bazar de las Especias y el Gran Bazar

Los bazares de Estambul son un hervidero de gente en el que experimentar la esencia de la ciudad. Los bazares nos encantan y es que son lugares donde todo se mezcla con todo: los locales con los turistas, unos olores con otros, la ropa con la comida, lo cutre con lo lujoso, el ajetreo con la pasividad… ¿Qué mejor forma hay de adentrarse en una cultura que yendo a sus bazares y sus mercados?

 

Compras bazar de las especias

 

Bazares Estambul

 

Los dos grandes bazares de Estambul son el Gran Bazar y el Bazar de las Especias. Aunque son muy diferentes, ambos son de visita obligada. 

El Gran Bazar es un complejo cerrado con más de 60 calles. Abre cada día de 9 a 19h, excepto el domingo que está cerrado. Es un lugar gigantesco por el que pasear viendo los diferentes puestos o tiendas. Y decimos tiendas porque algunas calles son estilo galerías y más que puestos de mercado parecen tiendas típicas de calles. El Gran Bazar nos gustó aunque ni mucho menos lo recorrimos entero. Es un bazar muy orientado al turista donde los precios son mucho más altos que en el resto de la ciudad. Pasear por el bazar para ver los aires que se respiran y el estilo de las calles es más que recomendable. Nosotros no compramos nada allí ya que teníamos la sensación que nos timarían. En su lugar, preferimos reservarnos las compras para el Bazar de las Especias y los alrededores de los bazares

 

Entrada al Gran Bazaar

 

Calle principal del Gran Bazaar 

 

Los alrededores de los bazares son los lugares más auténticos, ya que es donde ves a la gente local comprando y yendo de un lado para otro. Es por estas calles de los alrededores donde por primera vez notamos el gusanillo ese de estar inmersos en la cultura turca, una cultura donde los mercados están llenos de vida. Allí compramos unos caramelos muy buenos y especias para la familia. Hay paquetes de especias que los preparan para que te puedas llevar pequeñas muestras conservando todos sus aromas. 

 

Dulces bazar de las especias

 

El Bazar de las Especias fue, sin duda, el bazar que más nos gustó. Es un lujo para los sentidos pasear por este pequeño bazar. Las especias se amontonan formando un espectáculo de colores y olores. Mires por donde mires, encuentras cosas diferentes: dulces, caramelos, frutos secos, delicias turcas, mil especias diferentes, té turco… El Bazar de las Especias tiene una esencia mucho más autóctona que el Gran Bazar y es uno de nuestros lugares preferidos de Estambul. Los precios suelen estar marcados y aunque son baratos, nosotros encontramos mejores precios por los alrededores del bazar que dentro del bazar.

 

Especias Estambul

 

Bazar de las especias

 

Frutos secos Estambul

 

 Pasear por estos sitios nos encanta y siempre vamos sonriendo a medida que vamos descubriendo los diferentes productos que venden. Los bazares son lugares para curiosear y sorprenderte. Visitar estos dos bazares de Estambul es uno de los mejores recuerdos que nos traemos. 

 

Comprar Gran Bazar

 

Para terminar, os queremos recomendar dos mezquitas que están pegadas a los bazares para que cuando vayáis, os entretengáis en visitarlas ya que valen mucho la pena. La primera es la mezquita de Nuruosmaniye, situada en la entrada Este del Gran Bazar. La segunda mezquita, es la mezquita de Rustem Pasha, situada al lado del Bazar de las Especias. Para acceder a esta última, hay que subir unas escaleras como si se entrara en un portal. No os la perdáis ya que los azulejos de Iznik que contiene son preciosos.

 

Pais o ciudad: